Notas

Impresión 3D al servicio de la medicina.
Lic Matias Ernesto Muñoz
matias@debisur.com.ar

La impresión 3D puede sonar para muchos como una palabra futurista, pero hoy ya es parte de nuestro presente y de a poco se instala como tecnología revolucionaria en el área de la medicina.

Dentro de la ingeniería biomédica, la investigación dedicada al modelado y simulación del cuerpo humano tiene una marcada incidencia dentro del estudio de los procesos biomecánicos y fisiológicos, jugando un papel destacado en la prevención, diagnóstico y terapia de muchas enfermedades. Ya que, no solo permiten a los médicos e investigadores obtener información valiosa del interior del cuerpo humano, sino que en conjunto con técnicas de fabricación aditiva promueven una rápida transición a una medicina personalizada. Estas nuevas técnicas de fabricación abren un campo sin precedentes en la producción de productos sanitarios personalizados.

Los avances en la medicina van de la mano con la tecnología. Es así que existen inventos capaces de mejorar la vida de muchas personas. Hoy en día uno de esos inventos maravillosos son las impresoras 3D.

De las aplicaciones de la impresión 3D, probablemente, o casi seguro, son las relacionadas con la medicina las que más sorprenden. Sin embargo, aunque esta tecnología se está convirtiendo en un tema cotidiano hay miles de personas que no la conocen aun. Pero en el ámbito científico algunos especialistas interesados de diversos campos velan por su evolución.

De forma general una planificación pre quirúrgica consiste en una serie de pasos previos a una cirugía con el objetivo de enumerar todos los procedimientos y herramientas a utilizar en el quirófano con el fin de lograr una cirugía satisfactoria

Durante la planificación, si bien existen softwares de planificación quirúrgica, generalmente no es posible reproducir de forma optima el caso clínico a tratar, debido principalmente a que en la mayoría de los casos, esta planificación se realiza mediante placas radiográficas que permiten solo una visualización parcial del problema a tratar.

Esta situación puede mejorarse significativamente con la utilización del prototipo rápido o maqueta 3D, el cual ofrece una fabricación tridimensional del caso. Para esto se utilizan datos de imágenes médicas como una tomografía computada o resonancia magnética en formato DICON del paciente. Incorporando el software correspondiente y los conocimientos biomecánicos para luego conseguir la impresión.

El desarrollo y uso de esta tecnología fue realizado conjuntamente con el centro de investigaciones de Diseño industrial CIPADI (Centro de Investigaciones Proyectuales y Acciones de Diseño Industrial ) y de la FAUD (Facultad de Arquitectura Urbanismo y Diseño) de la Universidad Nacional de Mar del Plata.

En el mundo actualmente hay otros desarrollos en el campo de la medicina que sigue evolucionando con este tipo de tecnología de bioimpresión 3D como es audífonos, implantes dentales, implantes traumatológicos, huesos, prótesis funcionales, vasos sanguíneos, células madre.

“Me enorgullece poder formar parte de un grupo interdisciplinario de investigadores que estén al servicio de mejorar la calidad de vida de las personas”